# SESIÓN LEGISLATIVA

Oficialismo minimizó casos de violencia machista y rechazó maltrato a legisladoras

El FpV aseguró que hubo “destrato” contra las parlamentarias que reclamaban por el cumplimiento en la entrega de botones antipánico.

12/10/2017
Viedma

Legislador Facundo López (foto gentileza Legislatura)

Un fuerte cruce se dio en la Legislatura rionegrina durante la sesión de este jueves, cuando desde el Bloque del Frente para la Victoria (FpV) se volvió a reclamar -ya se había hecho anteriormente con comunicados de prensa- contra el destrato que legisladoras de esa bancada recibieron en la Comisión de Género.

Facundo López, del bloque Juntos Somos Río Negro se defendió de las acusaciones, asegurando que no había sido “agresivo” y hasta habló de “misandria” (odio hacia los varones). Pero fue más allá, al hablar de las políticas públicas sobre la materia en la Provincia de Río Negro, negando que existan femicidios.

En particular, habló sobre un caso de Viedma, sin dar nombre ni apellido, pero haciendo clara referencia a mujeres que están desaparecidas. “Parece que hay gente que está esperando que sea un caso de femicidio para salir a decir que el Estado rionegrino no cumple”, arriesgó.

Uno de esos casos, el de Silvia Vázquez Colque, es el que mayores reclamos ha generado por parte de la sociedad, ya que la mujer fue agredida por su marido meses antes de desaparecer, y el Ministerio de Desarrollo Social, a través del Consejo Provincial de la Mujer, no realizó la intervención necesaria aun cuando había una orden judicial.

López, además, negó que sea necesario declarar la Emergencia en Violencia de Género en la Provincia, como lo reclaman las organizaciones sociales de mujeres, ya que “con la emergencia no vamos a dar respuesta”.

Aseguró que “no vamos a caer en la demagogia de decir que es necesaria una casa refugio en cada localidad, porque muchas veces estaríamos gastando recursos que tendrían que ir a atender otras situaciones”. También dijo que existen apenas uno o dos casos en los que se requiere una acción de resguardo de la víctima, y ante esa situación “el Estado la retira del lugar donde está el agresor por dos o tres días”.

Finalmente, aseguró que “no se puede determinar si hay o no un aumento de la violencia de género”, porque solo se reciben denuncias en el marco de la Ley 3040, que es de violencia familiar. Dando entender además, que las únicas víctimas son las mujeres golpeadas, desconociendo otras formas de violencia machista.

La discusión que se dio en el recinto tuvo varios oradores y López fue el último en hacer uso de la palabra, ya que el Presidente de la Legislatura no le permitió la palabra a la legisladora del FpV, Carina Pita, quien había sido aludida y fue quien visibilizó la situación de “destrato” vivida en la Comisión.