Empleados de Flavor hablaron de mugre en la comida

Sigue el juicio a tres ex ministros y a empresarios por la cuestionada vinculación entre el Estado y la firma proveedora de alimentos para planes sociales.

08/11/2017
Viedma

“Si yo hubiera dependido de esos alimentos, no sé si los hubiera consumido”, aseguró Edgardo Calderón, un ex trabajador de la planta que Flavor tenía en General Conesa. En tanto, Ricardo Vega, otro empleado de Flavor, dijo que el alimento que recibían para empaquetar y distribuir en los comedores escolares, aparentemente procedentes de Mendoza, “en las revisiones que hacíamos siempre encontrábamos algún desperfecto, gorgojos, cagadas de rata”.

Las declaraciones de dieron en el marco de la segunda jornada de debate oral y público por “estafas al erario público y administración infiel”, en el que están acusados tres ex ministros de la administración provincial de Miguel Saiz y tres empresarios mendocinos.

“Nosotros etiquetábamos y empacábamos los alimentos en las cajas. Por ahí estos quedaban inflados (las bolsas) y mis compañeros los pinchaban con un alambre normal o incluso con alambre oxidado”, continuó en su relato Edgardo Calderón.

Los dos empleados que testificaron este martes, fueron oportunamente suspendidos por la empresa e iniciaron demandas laborales, algo sobre lo que la defensa hizo hincapié con reiterados cuestionamientos.

Este miércoles se desarrollará la última audiencia de la semana y se espera que testifiquen cuatro testigos más.