Ex integrante del Batallón 601 de Inteligencia preside Bomberos Ruca Cura

Horacio Juan Cúparo figura en los listados de personal del Batallón 601 de Inteligencia del Ejército publicados durante el gobierno de Cristina Kirchner. Los integrantes de esa nómina han sido cómplices de los hechos más atroces de la última dictadura. Muchos de ellos, reciclados en democracia, ocupan cargos de segundo o tercer orden en instituciones civiles como el propio Cúparo, en la Asociación Bomberos Voluntarios Ruca Cura.

04/07/2018
Bariloche

 

Horacio Juan Cúparo fue agente de inteligencia durante la Dictadura

Horacio Juan Cúparo, DNI 10.289.248 aparece, a fojas 23, en los listados del Personal Civil de Inteligencia del Batallón 601 del Ejército, durante el período de la última dictadura, entre 1976 y 1983, que fueron desclasificados por el Ministerio de Defensa de la Nación en febrero de 2010.

El listado, que había permanecido celosamente oculto durante 27 años, contiene la nómina de 4300 agentes civiles y militares que cumplieron funciones realizando tareas de inteligencia interna durante aquel período. Hoy forma parte del Archivo Nacional de la Memoria.

Cúparo ya había sido denunciado públicamente en 2012 cuando, en aquél entonces, el intendente Omar Goye lo nombró a cargo de la Subsecretaría General de Protección Civil de la Municipalidad a pesar de conocer su pasado.

Oportunamente el funcionario reconoció haber integrado la SIDE desde 1985, pero negó su paso por el Ejército durante la Dictadura. Dijo "desconocer" por qué aparece en esos listados realizados por los organismos de derechos humanos. La publicación de la información sobre su pasado lo obligó a dejar el Gobierno de Goye.

 

Los listados en cuestión fueron entregados en aquel momento al gobierno de Cristina Kirchner –merced a un Decreto de desclasificación de documentación en poder de las Fuerzas Armadas- por el personal a cargo de la Unidad de Investigación del Terrorismo de Estado, dependiente del Archivo Nacional de la Memoria, a su vez bajo la órbita de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación.

Hoy Cúparo preside la Comisión Directiva del cuartel de bomberos voluntarios de Ruca Cura, con sede en el barrio Casa de Piedra, en Bariloche, donde fue nombrado a comienzos de este año por elección de los asociados.

Este medio consultó a varios integrantes del cuartel sobre la presencia del ex agente del Batallón 601 pero la mayoría negó estar al  tanto del pasado  de Cúparo. Sin embargo la situación finalmente se hizo pública a partir de una denuncia de la seccional local de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos.

Aún pese al desconocimiento, quienes trabajan con él describen la relación con Cúparo como “tensa y autoritaria”, aunque se trata de un voluntariado.

Edificio sede del Batallón 601 de Inteligencia en la esquina de Callao y Viamonte, en Buenos Aires

El Batallón de Inteligencia 601 fue el órgano que detentó mayor poder durante la dictadura militar. Por un lado, centralizó la información y la inteligencia de todo el país -e inclusive de los países limítrofes-; por el otro, fue el órgano ejecutivo de la Jefatura II del Estado Mayor General del Ejército.

Comunicado relacionadoDenuncian a ex agente de Inteligencia de la Dictadura

Es importante tener en cuenta que las actividades desplegadas por el Batallón de Inteligencia 601 se enmarcaron en las directivas y órdenes de operaciones emitidas por el Consejo de Defensa, el Comando en Jefe del Ejército y, en definitiva, la Junta de Comandantes de la Dictadura. Mediante estas directivas se establecieron prioridades operacionales, organismos responsables, niveles de coordinación y subordinación para la eficaz implementación de todo el aparato represivo

Bajo su mando se subordinaron las fuerzas policiales, Gendarmería Nacional, Prefectura Nacional y otros organismos vinculados a la seguridad interior y exterior como, por ejemplo, la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE).