Cuestionan por "excesivas" las ganancias de Mi Bus

La organización “Incluyendo Bariloche” propone subsidiar el servicio con el impuesto a las patentes. Critica al Gobierno Municipal por falta de control a la empresa y lo que entiende son maniobras para desalentar la participación en la Audiencia por el incremento de la tarifa del transporte público.

19/09/2018
Bariloche

 

 

Comunicado de Prensa

 De acuerdo a la información periodística de distintos medios y denuncias de los usuarios la empresa Mi Bus ha decidido en forma arbitraria y unilateral el recorte de las frecuencias  de las líneas  60, 82, 70 y 21 a partir del día lunes 17 del corriente.

El Gobierno Municipal y el Director de Tránsito Catini se enteran de esta situación a través de múltiples denuncias de vecinos afectados.  Ni el Jefe de Gabinete, ni el Director de Tránsito contestan las llamadas de los vecinos.

El Gobierno Municipal reconoce a través de su Intendente que habían conversado con la empresa para que presentaran un cronograma de reducción de frecuencias dado que la empresa aduce que sus vehículos recorren más kilómetros que los acordados contractualmente. La empresa no presentó cronograma alguno y redujo las frecuencias sin aviso ni autorización previa.

Nuevamente el Gobierno Municipal es condescendiente con la empresa Mi Bus permitiendo este tipo de acciones que están penalizadas contractualmente y cuyas multas nunca se efectivizan, como en el caso del recordado lock out patronal.

El 3 de Octubre fue convocada una nueva audiencia pública para analizar un pedido de Mi Bus de aumento del boleto mínimo a $ 25. La convocatoria es a las 8 de la mañana y sólo restan nueve días para inscribirse como oradores. A pesar de los reclamos realizados en innumerables oportunidades para que las audiencias además de vinculantes se realicen en horarios accesibles para los trabajadores la historia se repite.

El proyecto de Ordenanza que propone incorporar a los usuarios a la Comisión de Seguimiento del Transporte impulsado por la Concejal Ana Marks con la coautoría de la Multisectorial por el Transporte Público de Bariloche del mes de abril de este año es semanalmente cajoneado por los concejales del oficialismo y del Pro.

A esto se suma la burla que constituye la propuesta del Ejecutivo frente a la sentencia favorable del Juez Riat de incorporar el 100% de la flota de vehículos con acceso universal para dentro de 50 años  a un ritmo de dos vehículos por año.  

Todas estas situaciones reflejan el desinterés del Gobierno Municipal por un derecho esencial de los ciudadanas y ciudadanos como es el de acceder al transporte público, y la obligación del Gobierno Municipal de garantizarlo. El panorama se agudiza con el anuncio de la quita de subsidios al transporte por parte del estado nacional y la comunicación pública del Intendente acerca de la imposibilidad de que el estado municipal lo sustente. Distintos cálculos convergen en un futuro boleto mínimo de entre $ 35-40, lo cual se constituye en una imposibilidad para amplios sectores de nuestra población.

Frente a esta grave situación y sin perjuicio de la necesidad de discutir e implementar en el mediano plazo otro modelo de transporte público para nuestra ciudad  proponemos en lo inmediato y como medidas de emergencia:

1.      La reducción contractual del porcentaje de ganancia de la empresa Mi Bus que tiene fijado un tope del 20% y que con ese porcentaje se calcula el costo del boleto.

2.      El cobro por parte del Municipio del Impuesto a la Patente Automotor y que parte de lo recaudado sea aplicado  a subsidiar el boleto del colectivo - lo cual consistiría en un aporte de la provincia a paliar la situación- y a financiar las cuestiones de obras de infraestructura que garanticen  el funcionamiento de los colectivos de acceso universal.

 

                                                Por INCLUYENDO BARILOCHE

 

Andrea Galaverna - José Rodriguez - Norma Aguirre -Jorge Edgardo Quilaleo- Marina Schifrin -Leticia Campodonico- Alfredo Chaves-Angel Vainstein - Andres Biasetti - Raúl Lucaccini y otrxs.