No hay equipo

Renunció el Secretario de Obras Públicas, Alfredo Milano, y es el funcionario númer 24 que se aleja del gobierno. Sólo 7 de las 26 áreas del Ejecutivo mantienen su conducción original. Gennuso ya cambió a todos sus secretarios.

02/11/2018
Bariloche

Alfredo Milano

No será recordado Alfredo Milano por la inauguración de obras públicas durante su gestión. La ampliación del corralón, poco asfalto, demoras en el PROMEBA y en la red de gas de Lago Gutiérrez, deficiente bacheo y una actuación que la justicia investiga en la millonaria -pero frustrada- obra de calle Mitre, signaron su paso por la administración pública. 

Su salida del gabinete se esperaba hace más de un año, pero el Intendente la confirmó este jueves, sin contar aún con un reemplazante y con importantes compromisos en los próximos meses por la adjudicación de las obras del Plan Castello (deuda en dólares por 2,5 millones), bacheo (deuda en pesos por 84 millones) y el inicio de la reparación de Mitre con la fiscalización municipal.

Milano era, hasta hoy, el único de los seis secretarios que conservaba el cargo que le asignó Gennuso el 8 de diciembre de 2015. Él, el Jefe de Gabinete, Pablo Chamatrópulos, y los titulares de Hacienda, Ariel Gomis; Desarrollo Humano, Gabriela Martínez Von Scheidt; y Desarrollo Urbano, Marcelo Ruval, dieron un paso al costado.  El restante, Marcos Barberis, dejó la Secretaría de Turismo para reemplazar a Chamatrópulos.

 

En el caso de las subsecretarías, las dificultades para conformar equipo también quedaron expuestas. Las renuncias fueron 9. Y la Subsecretaría de Tránsito y Transporte, va por su tercera conducción. En las jerarquías menores, se alejaron cuatro Directores (Vertedero, Prensa en dos ocasiones, y Parques y Jardines), la coordinadora de Discapacidad y al menos tres colabores directos. En todo el Ejecutivo, sólo 7 de las 26 áreas tienen los mismos funcionarios a la cabeza. En la primera línea, únicamente la Asesora Letrada, Natacha Vázquez.

La inestabilidad incluyó, además, cargos electivos: el presidente del bloque Juntos Somos Bariloche en el Concejo, Andrés Martínez Infante, y la por entonces presidenta del Tribunal de Contralor, Denise Casatti, se apartaron de sus cargos, por lo que en poco menos de tres años de gestión, Gennuso sufrió 24 renuncias.