María Eugenia Martini: “La alianza entre Macri y Weretilneck ya no se puede disimular”

La ex intendenta, María Eugenia Martini, se refirió al “acuerdo Macri – Weretilneck” para aplicar las políticas que impulsa Nación en Río Negro: “es algo que ya no pueden disimular”, dijo. Consideró que la situación financiera de la provincia es complicada, y que el gobernador se “preocupa por su proyección política antes que por los intereses de los rionegrinos”.

14/01/2019
Bariloche

 

María Eugenia Martini

 

El 15 de febrero quedarán oficializados los candidatos que competirán en las elecciones del próximo 7 de abril. La campaña política será breve e intensa, a punto tal que nadie descansará durante el verano. En ese contexto la ex intendenta de Bariloche, María Eugenia Martini, apuntó a “los acuerdos políticos entre el gobernador Weretilneck y Mauricio Macri” que, a su entender, “le permiten a uno la supervivencia política y al otro contar con una provincia aliada”.

“Caso emblemático del acuerdo político es, por ejemplo, la baja del Fondo Federal Solidario que implica para Río Negro, la pérdida de unos 900 millones de pesos”, recordó Martini; “y el gobernador aceptó sin reparos las órdenes  de Nación”.

Y agregó: Tampoco fue Weretilneck, fue el ´Patagonazo´ que encabezó el intendente Martín Soria en Bariloche, junto a vice gobernadores, intendentes y organizaciones políticas y sociales, lo que hizo retroceder al Gobierno Nacional con el recorte al plus por zona austral que nos querían imponer, mientras Weretilneck guardaba silencio”.

En Estos Días: ¿Imagina que esos acuerdos que usted menciona serán por convicción o por necesidad?

María Eugenia Martini: Probablemente ambos. Weretilneck no solo ha apoyado todas las políticas del gobierno de Mauricio Macri, además las comparte. Hay que recordar lo que ocurrió con el Consenso Fiscal. Cuando se otorgó un plazo de 30 días para que las provincias adhirieran a la Ley, el gobernador, antes que ningún otro, comprometió su apoyo y el rápido tratamiento legislativo.

Y de paso hay que recordar también que el primer beneficiario de ese acuerdo con Nación fue el magnate Joe Lewis, amigo personal de Macri, a quien Weretilneck eximió del pago de impuestos provinciales.

 En ese momento, además del acuerdo político, el apuro por la firma del Consenso Fiscal -que trajo a Río Negro más recorte y más ajuste- tuvo que ver con que este también autorizaba a las provincias a endeudarse. Gracias a eso, hoy es la toma de deuda lo único que mantiene a la administración provincial funcionando. No ha habido una sola inversión productiva, y Weretilenck  ya tiene comprometido casi el 70% de los recursos de Río Negro con el pago de esa deuda. Es una situación nociva para los rionegrinos, que mientras tanto le permite a uno (Weretilneck) la supervivencia política y al otro (Macri) contar con una provincia aliada.

 

 

 

En Estos Días: Sin embargo, días atrás el vice gobernador Pesatti destacaba que Río Negro era la provincia financieramente más ordenada de la Patagonia.

María Eugenia Martini: Es cierto, siempre puede ser peor; pero eso está muy lejos de ser bueno. El problema es que esto tiene un límite. Si ampliamos la perspectiva a todo el país, Río Negro integra la lista de las diez provincias más comprometidas con deuda de la Argentina. Al próximo gobierno, tal como ocurre a nivel nacional, no le quedará más alternativa que renegociar su pasivo, porque a Weretilneck no se le ocurre otra idea más que seguir contrayendo deuda para mantener en pie su gobierno.

En Estos Días: También Pesatti ha tomado distancia en más de una ocasión, y ha tenido una posición inflexible respecto del gobierno nacional.

María Eugenia Martini: Solo de palabra. El gobernador no alzó nunca la voz para oponerse a las políticas  de Mauricio Macri. Cada tanto desliza una crítica liviana, pero después hace todo lo contrario, y presiona a sus legisladores para que aprueben los mandatos que le bajan desde Buenos Aires.

Lo mismo hace el vice gobernador Pesatti: tiene un discurso crítico contrario al presidente Macri, pero convalida esas mismas políticas en la Legislatura. Un doble juego que hacen Weretilneck y Pesatti. Pero solo en las palabras, en los hechos, el gobierno provincial es aliado de la Casa Rosada. Eso es algo que ya no pueden disimular.

 

María Eugenia Martini

 

 

En Estos Días: En pocos días se oficializarán las fórmulas electorales y es posible que el gobernador busque su re reelección junto a Pesatti.

María Eugenia Martini: No lo sé, el gobernador jugará a las escondidas con la fórmula hasta último momento como siempre lo hizo; con ese y con todos los temas que son centrales para los rionegrinos. Resulta más que evidente a estas alturas que su principal preocupación es su proyección política; eso es excluyente: Weretilneck se instala siempre por encima de los intereses de la provincia. No nos olvidemos de que no dudará en violentar la Constitución Provincial si es necesario, por puro interés propio, para perpetuarse en el cargo.

En todo caso, más allá de cuál sea la fórmula de Juntos Somos Río Negro, nuestros candidatos están definidos, tenemos un proyecto para la provincia claramente opositor al que tienen Macri y Weretilneck, y trabajamos convencidos para que Martín Soria sea el próximo gobernador de la provincia.