Esclavos 2019, en el Valle Medio rionegrino

Trabajadores del norte del país viven hacinados, en situaciones miserables, mientras trabajan en la cosecha de manzana en una chacra de la localidad de Lamarque. Se labraron infracciones por presencia de menores y trabajadores sin registrar. Hace más de siete años, en esa zona desapareció Daniel Solano por denunciar las mismas condiciones laborales que hoy siguen vigentes.

25/01/2019
Río Negro
Santiago Rey

Así comen los trabajadores recolectores en el Valle Medio rionegrino

Siete años y dos meses pasaron desde que un grupo de policías rionegrinos secuestraron, mataron y desaparecieron al trabajador salteño Daniel Solano, y nada parece haber cambiado en relación a las condiciones laborales que dieron marco a ese aberrante hecho. En las últimas horas, se comprobaron situaciones de hacinamiento, falta de comida y condiciones de salubridad, violaciones a las normativas laborales, y otras irregularidades en una chacra del Valle Medio rionegrino. Las víctimas: trabajadores que llegaron engañados desde el norte del país, para participar de la cosecha de la pera.

Daniel Solano

Exactamente el mismo contexto denunciado entre sus compañeros por Solano.

En este caso, la explotación fue detectada por distintas áreas del Estado provincial, cuyos empleados labraron actas de infracciones a normativas laborales y de seguridad e higiene.

La chacra donde quedaron registrados estos hechos está ubicada en la localidad de Lamarque, y es explotada por la firma Gabriel Román e Hijos S.A..

 

Trabajadores comiendo en el piso y de un mismo recipiente; inexistencia de camas en los lugares para dormir; recolectores sin registrar; menores de edad cumpliendo tareas; baños inhabitables, componen el panorama de las condiciones de trabajo a las que eran sometidos quienes llegaron de la provincia de Tucumán para juntar unos pesos.

Según pudo saber En estos días, debido a la presencia de menores se dio intervención a las áreas provinciales correspondientes del ministerio de Acción Social, aunque hasta el momento no se habrían hecho presente en la chacra.

 

La situación de sometimiento a condiciones similares a la de la esclavitud no es nueva en Río Negro, ni privativa de la empresa ahora supuestamente involucrada. De hecho, la desaparición y muerte de Solano se produjo cuando el trabajador cumplía funciones para la firma Expofrut, una de las más poderosas y con mayores contactos políticos y económicos en la Provincia.

Chacra de la empresa Gabriel Román e Hijos S.A.

Pasaron más de siete años, y el Estado aún no atacó ni resolvió las causas que dieron contexto a aquel crimen.