# ECONOMÍA

La pobreza de Macri

En seis meses, 37.000 personas pasaron a engrosar las estadísticas de pobreza en la Patagonia. Un informe de Sebastián Premici para Cadena Del Sur.

03/10/2019

 

El plan de miseria planificada de la Alianza Cambiemos empujó a miles de personas a la pobreza. La Patagonia no fue la excepción. Cuando los ciclos políticos combinan endeudamiento externo, políticas conservadoras o neoliberales, con cuotas de autoritarismo y una pérdida del Estado de derecho, aumenta la pobreza y la exclusión. En el país alcanzó al 34,5 por ciento de la población durante el primer semestre de 2019.

Esto equivale a decir que desde el segundo semestre de 2016, el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) registró 2,3 millones de personas que pasaron a ser consideradas pobres e indigentes. No hubo errores de cálculo en las decisiones de política económica adoptadas por la Administración central. Es lo que vinieron hacer.

La megadevaluación de la moneda, la inflación acumulada en los últimos tres años y medio, la dolarización de las tarifas de los servicios públicos, la recesión económica y la pérdida de poder adquisitivo del salario empeoraron la distribución del ingreso en la mayoría de las provincias del país. La situación será mucho peor cuando se conozcan los datos del segundo semestre, ya que recién ahí se verá el impacto de la devaluación de agosto, pos PASO.

En diciembre de 2017, en las provincias de Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego había 192.194 personas bajo la línea de pobreza. Un año después, el Indec registró 258.111 personas en estas condiciones. Es decir, 65.917 personas más.

Durante el primer semestre de 2019, la pobreza en la Patagonia alcanzó a 295.427 personas. Es decir que en seis meses, más de 37.000 personas pasaron a engrosar las estadísticas de vulnerabilidad social.

El incremento de la vulnerabilidad estuvo vinculado, íntimamente, a las decisiones económicas de la Administración central. En el aglomerado Ushuaia-Río Grande, se registró un incremento de la pobreza del 35 por ciento en seis meses. En diciembre de 2018 había 28.374 personas en condiciones de vulnerabilidad mientras que en el período enero – junio de este año hay que hablar de 38.419 personas bajo la línea de la pobreza. Es decir, 10.045 personas más.

En este sentido, no es casual que al cierre del año pasado se haya registrado un total de 6236 puestos de trabajo destruidos en el sector manufacturero en comparación con 2015. La destrucción de puestos de trabajo productivos ha sido una constante en Tierra del Fuego; en este caso, la responsabilidad también es compartida con la saliente gobernadora Roxana Bertone quien abrazó el credo macrista al inicio de su gestión.

Por otro lado, la provincia de Chubut sigue dando cuenta de un fuerte proceso de deterioro social. El endeudamiento exponencial –la deuda aumentó un 450 por ciento desde diciembre de 2015 hasta el primer trimestre de este año- y la pérdida de empleos (sobre todo de la construcción, el comercio y el sector petrolero), incrementaron los indicadores de pobreza.

Durante el primer semestre de 2019, entre Comodoro Rivadavia y Rawson Trelew se incorporaron a la pobreza 21.340 personas, es decir el 57 por ciento del total de habitantes que fueron empujadas a situaciones de vulnerabilidad en toda la región. Al comparar la situación con diciembre de 2017, el cuadro se agrava: en estas ciudades de Chubut se incrementó la pobreza en 57.347 personas.

 

 

No hubo errores de cálculo. Macri dejará una Argentina endeuda, con altos índices de desempleo y pobreza. Eso, en la doctrina neoliberal, se llama disciplinamiento.

(Sebastián Premici es autor del libro “La Patagonia ajustada. Las políticas del macrismo en la Región”)