El macrismo dejó un déficit operativo de 567 millones de dólares en Aerolíneas Argentinas

Así lo detalla un informe interno de la aerolínea de bandera. Un dato del desmanejo: Entre 2016 y 2019 se registraron 160 contrataciones por “servicios de asesoría legal”, por un total de 160 millones de pesos. El Presidente de la empresa anunció este lunes que retomarán los vuelos directos entre Bariloche y San Pablo, Brasil, durante la temporada de invierno.

17/02/2020
Nacional

Pablo Ceriani, Presidente de Aerolíneas Argentinas encabezó el acto en Bariloche

Un informe interno que describe la situación financiera de Aerolíneas Argentinas, elaborado por las nuevas autoridades de la empresa, y al que tuvo acceso En Estos Días, da cuenta del deterioro y el vaciamiento sufrido durante los últimos 4 años por la aerolínea de bandera.

El daño provocado por los precios de dumping aplicados por el macrismo a la navegación aerocomercial, vía las empresas denominadas lowcost, y los préstamos externos empleados para cubrir gastos corrientes -a instancias de la capitalización de la empresa- cerraron un 2019 nefasto, con un déficit operativo que alcanza los 567 millones de dólares.

Entre las acciones lesivas para la empresa que implementó el anterior directorio, el informe señala “el congelamiento de tarifas de referencia”, la “quita del piso tarifario”, y la “guerra tarifaria con aplicación de estrategias de dumping”.

“La baja en los ingresos y por consiguiente, en los resultados de la compañía, se debe mayormente a la política económica del gobierno saliente, junto con la política aerocomercial de su Ministerio de Transporte”, señala el documento.

La deuda vencida de Aerolíneas, que incluye entre otros ítems la deuda comercial de la empresa y la compra de aeronaves, es hoy de 277,5 millones de dólares. Un vaciamiento que se refleja en que, mientras se dispararon los pasivos, los patrimonios netos de Aerolíneas y Austral se derrumbaron en conjunto en 441.996.672 millones de dólares.

Como consecuencia, la empresa dispone de una “caja” que pasó de 200 millones en 2015, a tan solo 9 millones en moneda extranjera, a fines de 2019, fecha de cierre del informe. Es decir, una caída global del 95,5%.

Entre otros datos que reflejan la ineficiencia de la gestión de Cambiemos en Aerolíneas, el documento destaca el escaso porcentaje de llamadas atendidas desde el call center de la empresa -solo el 38%- servicio que fue tercerizado a un costo de 87 millones de pesos anuales. Del mismo modo, durante 2019 se gastaron, solo en publicidad en Google, 13 millones de dólares; esto es el 0,8% del total de las ventas de la compañía.

Entre 2016 y 2019 se registraron además 160 contrataciones por “servicios de asesoría legal” -ahora bajo auditoría de las nuevas autoridades-, por un total de 160 millones de pesos.

En este contexto se enmarca el anuncio hecho este lunes en Bariloche por el ministro de Turismo de la Nación, Matías Lammens, y el presidente de Aerolíneas Argentinas, Pablo Ceriani, quien confirmó la reanudación de los vuelos sin escala que llegarán durante el invierno procedentes de San Pablo.

El ministro Lammens resaltó el anuncio de vuelos entre Bariloche y Brasil

El anuncio forma parte del plan de recuperación -“Acciones de implementación inmediata”- de la empresa que completa el informe “Estado de situación” a febrero de este año.

"Aerolíneas tiene un rol fundamental en la conectividad y en el desarrollo económico. Fortalecer la red de vuelos internacionales es nuestra apuesta para potenciar el turismo receptivo, y la idea es que este año podamos duplicar la cantidad de turistas brasileños en Bariloche", sostuvo Ceriani.

Lammens por su parte señaló que "es una gran alegría que hayamos recuperado Aerolíneas Argentinas para el desarrollo estratégico de la economía argentina. Este anuncio representa cual es el espíritu de esta nueva conducción".

Los nuevos servicios se iniciarán el 1 de julio y hasta el 15 de agosto, con dos frecuencias semanales (miércoles y sábados) desde y hacia San Pablo.

Mientras tanto, la ruta troncal entre Bariloche y Buenos Aires contará con 66 frecuencias semanales durante los meses de temporada de invierno (julio y agosto), mientras que durante el resto del año tendrá un promedio de 45 vuelos semanales.

Además, entre julio y agosto los vuelos entre Bariloche y Córdoba serán diarios, en tanto que durante el resto del año operan con 4 frecuencias semanales y el mismo esquema de programación habrá hacia y desde Rosario.

Durante las últimas semanas, Aerolíneas ya había anunciado el incremento de sus frecuencias a Madrid, con 3 nuevos vuelos a partir del 29 de junio, y también 2 nuevos vuelos que se incorporan a la programación entre Buenos Aires y Nueva York.

El informe interno de la compañía destaca por último la reasignación de “los recursos, aprovechando la regionalización de (aeropuertos) para destinos de turismo emisivo”, en el mercado doméstico, y el fortalecimiento de la relación “comercial con (aerolíneas) GOL poniendo foco en el mercado brasilero”, para el mercado regional, en el mismo sentido que lo anunciado por Ceriani y Lammens en Bariloche.

Para esto Aerolíneas deberá avanzar en el reemplazo de parte de la flota y en el recupero de las líneas de mantenimiento de las aeronaves, al tiempo que, al igual que en otros estamentos del Estado financieramente hundidos durante los últimos 4 años, iniciará una renegociación de contratos y deuda con proveedores, bajo una fuerte política de austeridad en cuanto a “compras directas, contratos con estudios legales, reducción de gastos de representación y publicidad”, según subraya el informe.

Del acto llevado a cabo esta mañana participaron además de los funcionarios nacionales, la ministra de Turismo de la provincia de Río Negro, Martha Vélez; el intendente, Gustavo Genusso; el Senador nacional Martín Doñate, el Diputado Nacional Martín Soria, María Eugenia Martini, presidenta del bloque del Frente de Todos en la Legislatura de Río Negro, y el legislador Ramón Chiocconi, entre otros dirigentes.