En doce cuotas pagará CAPSA el canon 2020

La empresa concesionaria del cerro Catedral y el Municipio llegaron a un acuerdo, que se firmará en las próximas horas. Los 51 millones de pesos serán abonados en doce cuotas, con un pago inicial superior a los 10 millones. El pago concluirá a mediados de 2021. Vecinos advierten que el convenio debe ser aprobado por el Concejo Municipal.

03/09/2020
Bariloche

Gennuso al momento de firmar la prórroga del contrato con CAPSA (foto archivo)

El canon por la explotación de los medios de elevación del cerro Catedral correspondiente al año en curso, será abonado por la empresa CAPSA en doce cuotas. La firma y el Municipio llegaron a ese acuerdo luego de una ardua discusión, que se inició cuando CAPSA presentó una nota el pasado 13 de julio en la que solicitó la eximición del pago ya que debido a la pandemia de coronavirus “no existe ni habrá temporada invernal 2020, ni explotación de la concesión del cerro Catedral”.

El Ejecutivo reclamó el cumplimiento de esa obligación, y la discusión estuvo al borde de judicializarse.

El acuerdo final -que sería rubricado en un documento que se firmaría en las próximas horas- establece el pago de los 51,2 millones de pesos en doce cuotas, con una primera cuota de 11 millones a desembolsarse el 15 de septiembre. Los 40,2 millones restantes serán pagados por la empresa en once cuotas -que llevará el cumplimiento de la cancelación del canon hasta agosto de 2021-, distribuidas de la siguiente forma: cuotas de 3 millones de pesos hasta  el mes de diciembre; de 4 millones de pesos por mes entre enero y marzo; abril, mayo y junio cuotas de 3 millones; y los últimos 10.250.000 se abonarán con las cuotas del canon 2021, durante los meses de agosto y septiembre.

CAPSA planteó en la nota con el pedido de eximición que la crisis por la pandemia de coronavirus, ocasionó “la prohibición del ingreso de extranjeros, el cierre de las fronteras, la prohibición de circulación de transporte público de pasajeros entre provincias, el cierre de aeropuertos, al prohibición de vuelos de cabotaje e internacionales, la prohibición del turismo”, entre otras restricciones.

El 23 de julio CAPSA fue autorizada a habilitar algunas de las pistas para los poseedores de los pases Residente, adquiridos a fines de 2019. Hace una semana, en tanto, se le permitió la venta de pases diarios.

La crisis derivada de la pandemia y el cierre de la ciudad de Bariloche a la llegada de turistas, inmovilizaron la actividad en el cerro, se argumentó desde la empresa, en el contexto de la negociación con la Municipalidad.

 

Desde el Municipio se indicó a En Estos Días que “el no pago era inviable”, aunque se admitió que las “condiciones excepcionales” ameritaban un plan especial.

El bloque del Frente de Todos planteó a comienzos de esta semana su preocupación por la situación. En ese sentido presentó un pedido de informe al intendente Gustavo Gennuso, sobre el cumplimiento de varios aspectos del contrato de concesión del cerro Catedral. El bloque de la oposición busca conocer “si CAPSA abonó en tiempo y forma la primera cuota del canon anual de la concesión del cerro, que venció el 15 de agosto, y si el Ejecutivo ya determinó cómo invertirá el 30 por ciento destinado por la Ordenanza 2929-CM-18 para obras y servicios de infraestructura para barrios populares”.

Por su parte, Tomás Guevara, integrante del colectivo “Vecinos por un cerro para todos” planteó que “el Intendente no tiene facultad para hacer ese acuerdo (por el pago en cuotas) con CAPSA, lo debe aprobar el Concejo”.

Repasó que “es de las diez empresas que más facturan en la ciudad ¿y no puede cumplir con su contrato?. Las empresas que pueden ser beneficiadas con este tipo de concesiones son muy pocas, justamente, porque tienen que demostrar espalda financiera, por eso los contratos tienen grandes garantías de cumplimiento. CAPSA debería haber pagado por ejemplo ya 1,1 millones de dólares como garantía del nuevo contrato”, indicó finalmente.